viernes, agosto 07, 2009

Españoles excavaran en la Garganta de Olduvai, en Tanzania

EP

El Centro Nacional de Investigación sobre la Evolución Humana (Cenieh), en colaboración con la Universidad Complutense de Madrid y el Museo Arqueológico Regional de la Comunidad de Madrid, desarrollará entre el 11 y el 17 de agosto labores de investigación en Tanzania, en la Garganta de Olduvai, uno de los yacimientos arqueológicos prehistóricos más importantes del mundo.

   Según informaron a Europa Press fuentes del Cenieh, Alfredo Pérez-González, adjunto a Dirección, y Manuel Santonja, coordinador del programa de Arqueología Espacial del Centro, estudiarán en Tanzania la evolución humana en sus principios a través de los yacimientos de la Garganta de Olduvai.

   Los primeros trabajos de excavación de este yacimiento, situado al norte de Tanzania, cerca del parque nacional del Serengueti, fueron llevados a cabo en los años 50 del siglo pasado por el matrimonio británico formado por Louis y Mary Leakey.

   La estratigrafía de los depósitos de la Garganta de Olduvai está dividida en seis capas desde la base hacia el techo y los depósitos más antiguos datan de algo más de dos millones de años y contienen industrias en piedra en la Capa I, y en la base de la Capa II, que reciben el nombre de Olduvayense (o modo I).

   Este tipo de industrias aparece (hace ya 2,6 millones de años) junto con formas primitivas de un homínido --Paranthropus boisei-- que los Leakey clasificaron como Zinjanthropus boisei, y del primer descubrimiento de un Homo habilis.

   Por su parte en la Capa II aparecen también industrias de tradición Achelense (bifaces) en una cronología estimada entre 1,7 y 1,2 millones de años mientras que los depósitos más recientes están fechados en unos 15.000 años.

   Las tres entidades colaboradoras van a llevar a cabo trabajos dirigidos a la interpretación, en los próximos años, de la evolución del paisaje geoarqueológico así como a una evaluación de los métodos numéricos de datación de las distintas capas de la secuencia estratigráfica, que sean posible efectuar por los científicos y técnicos en los laboratorios de Geocronología del Cenieh.

   El Centro estudia el origen humano en el continente africano y Eurasia, por lo que sus científicos trabajan en estas excavaciones de África Oriental, "cuna de la humanidad", aunque su objetivo principal es el estudio de la distribución de los grupos humanos y sus industrias en Europa, donde la Sierra de Atapuerca es un "hito" en la evolución de las poblaciones humanas que ocuparon desde hace quizás más de 1,5 millones de años nuestro continente.

Publicar un comentario